Archivo mensual: abril 2015

Juicios precipitados

“Fíjate en sus zapatos”. Este es el consejo de una madre de posguerra, la mía, que deja todo al azar del calzado. Son detalles superficiales que dan carácter a la persona, repite como un mantra. Y recuerdo el día que perdí un tacón, justo antes de una reunión importante con unos clientes asiáticos, y mi mundo se vino abajo. Sin tiempo de maniobra arranqué el otro con un gesto desdeñoso, como tantas veces he visto hacer en las series de televisión, y mantuve el tipo con seguridad. La bala en la recámara eran unas deportivas verdes, gastadas de correr por el asfalto de la Diagonal. Juzgarme por mis zapatos ese día fue un despropósito, pero cuando recuerdo que no firmamos el contrato dudo. Desde entonces guardo unos salones de recambio en el cajón, junto al cargador de la blackberry y los informes trimestrales.

Anuncios

4 comentarios

Archivado bajo entre tu y yo